La violencia contra los niños, la obligación de denunciar: la realidad.


Acabo de llegar de un conversatorio donde un grupo de personas nos reunimos con Tahira Vargas para hablar y conversar sobre el recién publicado estudio que realizó sobre la “Violencia en las escuelas” auspiciado por Plan República Dominicana. Ese estudio se llevó a cabo dentro de la campaña Aprender Sin Miedo de Plan Internacional, la cual tuve el honor de coordinar durante un año.

Fue un encuentro informal donde cada quien daba su opinión y hablábamos de nuestras experiencias, del tema de la educación y cómo para el Ministerio de Educación no existe la violencia en las escuelas y qué pena que el Ministro de Educación dijo que esa situación (investigada por Tahíra) solamente ocurren en esas 6 escuelas del suroeste del país y sin embargo parece no importarle que los cientos de niños y niñas que asisten a esas escuelas vivan esa película o realidad de terror diariamente.
El punto es que también hablamos sobre el tema de denunciar la violencia contra los niños y las niñas. El artículo 14 de la ley 136-03 dispone que toda persona, independientemente de su profesión, que tenga conocimiento o sospeche de un abuso contra un niño, niña o adolescente, está obligada a denunciarlo, quedando exenta de responsabilidad penal y civil por hacer la denuncia.
Quiero contarles lo que me sucedió esta semana.
Resulta que donde mi oficina está ubicada hay un haitianito que todas las mañanas llega (supuestamente sus padres lo dejan) a esa esquina y lo recogen en la tarde. El niño debe tener como unos 8 o 9 años de edad. Yo le doy de vez en cuando o un bizcochito o agua o refresco. Hace como dos días escuchamos sus gritos. Cuando nos asomamos al pasillo que da a la calle, el niño estaba tirado en el parqueo llorando y gritando de dolor. Supuestamente alguien en el colmado de abajo le había dado una “pela” con una correa y lo empujó contra la pared, porque el niño había entrado al colmado “a molestar”.
Bajé junto con un señor que trabaja en el mismo sitio que yo, a ver qué había pasado exactamente y quién le había dado.
Por supuesto, todo el mundo dijo que nadie le había dado, que solamente lo habían sacado del colmado. Hubo alguien que estaba en el frutero que me vociferó: “adóptelo”. (No le hice caso).
Pensé en llamar a la policía, a la Línea Vida, etc. LLamar a alguien. Luego me pregunté, pero y qué van a hacer con esa denuncia. Funcionará? En fin, me hice todas esas preguntas. Y finalmente, me dio miedo. Tengo que ser honesta y decirlo. Me dio miedo denunciar, porque como trabajo arriba del colmado, no quería “tirarme en contra” a la gente del colmado porque temí por mi seguridad.
En conclusión, no hice nada, porque dudé de la respuesta de las autoridades y temí por mi propia seguridad.
Pensé también que probablemente mucha gente no denuncia esos abusos y violencias, por lo mismo que yo sentí: miedo y desconfianza.
No sé. Lo lanzo por aquí para ver si alguien quizás pueda compartir su experiencia, si han tenido situaciones parecidas y qué han hecho al respecto.

4 Comments

Filed under Aprender sin miedo, denuncia, Ministerio de Educación, Plan International, Plan República Dominicana, Tahira Vargas, violencia, Violencia en las escuelas

4 responses to “La violencia contra los niños, la obligación de denunciar: la realidad.

  1. Leer tu historia, lo que te sucedió, es como leer la historia de nuestro pueblo, es nuestra historia, es lo que pasa todos los días, para muchos es lo normal. Los niños son el futuro, dicen todos. ¿Pero cuáles niños? ¿Mis hijos? ¿Mis primos? ¿Los hijos de mis amigos? No. Todos, sin excluir ninguno, son el futuro. Nuestra condición de estado Sub-desarrollado nos hace pensar como tales, nos limita, no nos permite ver más allá. Pero mañana, cuando Yo no esté, ni Tú, ni los que hoy podemos hacer algo; ellos, los niños, ¿Que serán?, Serán lo que sembramos hoy, ni más ni menos.

  2. ES UN DEBER QUE TENEMOS QUE CUMPLIR… CUIDAR LOS FUTUROS SECESORES DE LOS ADULTOS, OSEA LOS NIÑOS… LA VIOLENCIA ESTA CADA DIA PEOR Y ES INCRIBLE COMO LOS CASOS DE NIÑOS INFRACTORES DE LA LEY ES CADA VES MAS FUERTE. INDEPENDIENTEMENTE DE QUE ESTO SEGUIRA PEOR, ESO NO ES EXCUSA PARA DEJAR DE APORTAR NUESTRO GRANITO DE ARENA…SALUDOS PARA TI LIDIA LETICIA Y ES UN GUSTO EGUIRTE SIEMPRE. DTB!

  3. yo pienso lo mismo que dijo el frutero: Adoptalo🙂

  4. Dilia me gusta tu blog!! te felicito!!! Yo estuve invitada al conservatorio, lamentablemente no pude asistir porque me coincidió con un viaje de trabajo, pero el tema me apasiona! A mi me ha pasado como a ti, la pregunta ¿Qué hago? y el corazón hecho un nudo dentro de mi, mi pequeña me dice mami mira pobrecito está en la calle: llevemoslo a nuestra casa, y me falta poco para dar la vuela, sin embargo obviamente las dudas y el saber que esto no es así como debe hacerse me detienen, pero si siguiera solo mi corazón los adoptara a todos!!! me duelen las injusticias, me duele la desigualdad, me duele que algunos tengamos tanto y otros no tengan ni si quiera el respeto de los demás. Yo creo que independientemente de la pobreza que marca la vida de estos niños, lo mas importante es que nuestro pueblo dominicano está ausente de educación, valores y caridad. Si empezáramos por saber que todos somos seres humanos en igualdad de derechos las cosas fueran distintas. un abrazo!seguiré leyendo tu blogAngie Español

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s